Foto: Manuel Morales/ Golf Pro Tour
Matías Calderón comenzó la aventura por este 2017 en el extranjero. Después de una éxitosa temporada de verano, el chileno llega con alto grado de confianza. Hoy terminó su segunda ronda en el Q-School del Sunshine Tour en el T13 (-3,  quedan jugadores por terminar), el lugar elegido para empezar su carrera en el plano internacional.
Ayer, en el State Mines Country Club de Brakpan en Sudáfrica, despachó una vuelta de 70 (-2) y hoy una de 71 (-1). Scores muy similares, donde el coeficiente común ha sido la estrategía del chileno. Esa misma que lo ha mantendio enfocado durante estos 36 hoyos. Inteligente. Sin ansiedad ni volviéndose loco por el birdie. Matías está aplicando todo lo que aprendió este verano. Dura mentalidad.
Dura mentalidad. Por ejemplo, en la primera ronda perdió una pelota en la mitad de la vuelta y sin perjuicio hizo -2. Cabeza fría.  «Hice la misma estrategia que ayer. Nada nuevo. Ni más agresivo ni más defensivo. No he cometido errores estratégicos. El resultado fue bastante similar», aseguró el tres veces campeón durante esta temporada.
Hoy de nuevo jugó inteligentemente. Sus únicos birdies fueron en Pares 5 y en los otros se mantuvo al margen del par, con la expcepción del bogey en el 9. Pero nada fuera de serie. Pegando buenos tiros y sacando el filo a los wedge. El juego corto ha sido la amadura predilecta para defenderse.
Matías ha arrancado en forma durante esta estadía en Sudáfrica. Era de esperarse. Jugadorazo.  El 73% de sus vueltas durante los torneos de verano fueron bajo par y hoy sigue en la misma sintonía. Dicen que esa es la clave para mantenerse. Así, hasta el momento, no tendría por qué no entrar al Sunshine Tour.
Recordemos que para ganar el full estatus hay que pasar a la segunda etapa. Calderón está jugando la primera y no hay información al respecto de cuántos ingresan, cuyas bases aclaran que se anunciarán sobre el final del campeonato el total de los que clasifican. De todas maneras, ténganlo por seguro que su actual posición lo dejará para la última fase del Q-School Sunshine Tour.
LEADERBOARD