Hace muchos años -tal vez décadas- que en una primera ronda de un torneo en Chile había concurrido tanto público. Lógicamente que todo el bulto se concentraba en Joaquín Niemann, por lo que hay que suponer que para los siguientes tres días, en el Abierto Los Leones, se presente el doble o triple de gente que fue hoy al campo de Presidente Riesco.
Es necesario tomar unas precauciones si quieres ir a ver el torneo, especialmente con la presencia de Niemann. Partiendo por el estacionamiento. El Club de Golf Los Leones solo tiene disponible para los socios y acreditados (jugadores, staff y prensa). La recomendación es trasladarse hasta el club en un taxi o Uber. Otra opción es buscar en un lugar cercano, pero no pierda el tiempo intentando entrar al club.
Otra precaución es el pilotaje en la cancha. Ideal es trasladarte dentro del campo evitando caminar sobre el fairway. A veces es imposible no estar dentro de él, pero evitarlo esa ayudar a la causa. En rigor, con tantas pisadas se daña y con más gente no podrá evitar el deterioro del pasto. Ni hablar en el green.
Cabe destacar que además la entrada es liberada, oportunidad especial para ver a Niemann y también a otros jugadores que han destacado en la primera jornada.