Es un cuarteto de la muerte. Pero este grupo no es reconocido por su unión dentro de la cancha, sino que afuera. En abril pasado se los vio a los cuatro como unos adolescentes disfrutando de sus vacaciones en las Bahamas.
Ahora, Rickie Fowler, Jordan Spieth, Justin Thomas y Symle Kaufman hicieron lo propio, pero con una versión mucha más tranquila en el cierre del The Barclays, válida por la primera fecha de la FedEx Cup.
A los cuatro se les vio disfrutando en un elegante restaurante de Nueva York para después irse en el coche y sonando a todo volumen la voz de Jordan Belfort «Wes Walker & Dyl»
Hayan carreteado o no, los cuatro volvieron este lunes a las prácticas para el próximo evento de la FedEx Cup, el Deutsche Bank Championship. Tanto Fowler, como Spieth y Thomas terminaron Top Ten en el Barclays. Sí, pasandola bien en amigos no está nada de malo para relajarse. Veremos cómo les va ahora.
Todo el detalle del «carrete» lo pueden ver en las cuentas de Thomas y Fowler en Snaptchat.