Foto: FSU Golf
Cristóbal Del Solar y su equipo de Florida State pasaron el primer corte de los National NCAA Championship. La final de la liga universitaria está en juego y el chileno buscará este lunes quedar entre los ocho mejores para pasar a los match tras superar la primera fase donde entran los primeros 15 equipos.
El viñamarino ha estado firme en las tres rondas que ha disputado en el Rich Harvest Farms de Illonis. De cierta forma ejerce casi como capitán del equipo. En su último torneo por la universidad y como amateur se ha comportado como tal. Es el segundo mejor del equipo, pero el único y entre ocho de 156 jugadores del field que solo ha anotado vueltas bajo par en las tres jornadas. Buen referente de Florida State para darle calma al equipo.
Hoy se definían los 15 equipos que entraban a la última fase antes del corte. Y Florida State estaba en esos lugares donde un pestañazo o un par de bogeys significaban la eliminación. Había que estar concentrado y Del Solar lo estuvo. Su vuelta de 70 (-2), la mejor del equipo este domingo, fue la sustancia perfecta para calmar los ánimos. Sus compañeros estuvieron en esa tónica y no se enredaron en el trazado de Illonis.
Del Solar le ha encontrado el pulso a la cancha desde el principio. Como decíamos, ha sido uno de los ocho jugadores de todo el field que solo ha marcado vueltas bajo par. La regularidad ha sido el punto de quiebre. No ha arrasado, pero ni mucho menos se ha enredado en un campo que se presta para papelones. En los tres días ha tenido la misma tónica: En todos ha marcado un solo bogey y dos o tres birdies por jornada. Una sólida cuota que lo instala T17 (-5) en el tablero individual, pero subirá la exigencia para mañana. Y no solo para el viñamarino.
Del Solar y sus compañeros tendrán que hacer algo más de lo que han hecho durante estos tres días. Mañana lunes definen a los ochos que entran a los match. Florida State se ubica 12º y están a cinco golpes del octavo. Lógica. Dado que se eligen las cuatro mejores tarjetas del equipo, dos jugadores tendrán que sacarle dos golpes a otros dos de Virginia, el último clasificado, y el restante del equipo solo uno para optar a la fase decisiva. Una ecuación que, finalmente, se ejecutará con vueltas bajo par y buenos putts para que salgan los birdies. Por eso es que el viñamarino tendrá que seguir como está y esperar el protagonismo de sus compañeros o bien ser autor de una vuelta de libro.
Antes del medio día de este lunes sabremos los resultados para ver si Del Solar sigue jugando o no. Podría ser incluso su última vuelta como amateur o la continuación de la esperanza para despedirse con unas de las mejores victorias que puede tener un aficionado, como lo es ganar la NCAA.
LEADERBOARD