Foto

Casttle Stuart Golf se dejó de resistir y sus participantes lo aprovecharon. En la segunda ronda del Aberdeen Asset Management Scottish Open hubo scores bajos y la parte alta del torneo renovó sus nombres.

El chileno Felipe Aguilar, que llegó este viernes como líder, no pudo destacar y cayó hasta el puesto 14. Tampoco fue una mala jornada para el nacido en Valdivia. Fueron esos días donde cayeron pocos putts y el sistema de golf no permite darse ese lujo para mantenerse entre los mejores. En suma, anotó un vuelta de 72 (par), tras un recorrido de tres birdies y tres bogeys para llegar este sábado con -3.

Si algo falló en el juego del golfista fueron los drives. Ayer apuntó 11 de 14  fairways y hoy solamente 9. Los Rough son pesados y, con viento, es otra cancha. Uno que le resultó más su estrategia fue el paraguayo Fabrizio Zanotti. En su tarjeta firmó 67 (-5), la segunda mejor vuelta de la ronda. Sublime.

Es que ayer fue un dolor de cabeza para el nacido en Asunción. Lidió con el viento y con unos hierros tercos, donde el putt fue su salvación. Igual que hoy, donde en el recorrido embocó seis birdies y solamente un bogey. Lo que era casi imposible este viernes para Zanotti lo hizo realidad y superó el corte para dar vuelta el +5 y quedar 36º con par de cancha.

Ambos latinos, aunque más opción tiene Aguilar, se encuentran a solo unos golpes de un sueño. Ese es jugar el Open Championship. El acceso, hasta ahora, es alcanzar los que se ubican con -6. Este sábado se abre nuevamente la boletería de entrada y en la teoría para colarse en los puesto más avanzados hay que tener un día inspirado. Nada más. Esa es la exigencia.

Mientras, en la parte alta del tablero hubo un recambio de nombres. El sueco Alex Noren y el neozelandés Danny Lee, además del español Jorge Campillo, tuvieron la mejor tarjeta de la jornada con 66 (-6). Ambos están en el 1er y 2do lugar respectivamente.

Noren, puntero con -8, no hizo ningún bogey en su recorrido, igual que su escolta Lee. El otro en el segundo lugar es el inglés Eddie Pepperell, que hizo -5 para meterse en la pelea del título. Para la otra realidad, el corte cerró en +2 y dejó afuera a jugadores como el reciente ganador del Open de Francia, Jaidee Thongchai, el irlandés Shane Lowry, el surcoreano Soomin Lee, entre otros.

En el Open de Escocia también se juega otro torneo, el que aspiran el chileno y el paraguayo. Los cuatro cupos que entrega al Open Championship crean una dura pelea para entrar, al menos, entre los mejores 12 del tablero. Hasta el momento los clasificados son el inglés Eddie Pepperell (2º con -7), el italiano Matteo Manassero (4º con -6), el inglés Richard Bland (4º con -6) y el español Jorge Campillo (4º con -6).

Está bien apretado y accesible para ir a la parte arriba. Domar los greens y pegar bajo la pelota para evitar el viento parece ser la estrategia. Aguilar tiene la opción del Open a la vista y si Zanotti se quiere inspirar como hoy, también puede mirar la opción para estar en el tercer major del año.

TABLERO