En una jornada marcada por buenos scores, donde hubo 68 jugadores que culminaron bajo par, terminó el primer día del Volvo China Open. El Topwin Golf & CC entregó garantías y quien más la aprovechó fue el sudafricano Hannie Otto entregando una tarjeta perfecta de 63 golpes (-9). Los latinos también aprovecharon las facilidades del campo y se ubicaron en la parte alta de la tabla.

El sudafricano no tuvo errores y solo buenos tiros que se tradujeron en siete birdies y un eagle en su recorrido. Y así comenzó con ventaja para conseguir su cuarto título en el tour. Pero también tiene amenaza desde atrás, porque el regreso a las canchas del austriaco Bernd Wiesberger fue sólido al firmar una vuelta de 65 impactos (-7) para así quedar en solitario en el segundo lugar.

En el tercer puesto se ubicaron cuatro jugadores con –6, entre ellos el paraguayo Fabrizio Zanotti. El sudamericano ha estado fino en su juego desde la última semana y ahora lo demostró en su score de 66. Hoy estuvo preciso al putter al embocar ocho birdies y dos bogeys que no le permitieron escoltar al líder.

Y el buen día siguió para los latinos, porque el chileno Felipe Aguilar también se filtró en la parte alta del cuadro y se metió en la pelea. Su tarjeta fue de 68 (-4) y quedó empatado en el décimo lugar. El valdiviano aprovechó que los greenes estaban aptos para embocar e hizo siete birdies en su recorrido, además de dos bogeys.

Wolmer Murillo, que no tuvo un buen debut durante la semana pasada en el Shenzhen International, aprovechó su nueva oportunidad para también ubicarse 10º gracias a su a su gran inspiración en los primeros nueve hoyos, donde embocó birdies en las banderas del 5,6,7 y seguido de un eagle en el 8. En el regreso ejecutó otro birdie y hasta ahí se iba ubicar entre los tres mejores si se mantenía, pero un fatal doble bogey en el 15 frustró esa opción. De todas maneras el venezolano tiene juego y sin desconcentraciones puede hasta llegar pelear el título.

Así termina este primer día, donde la cancha no puso muchas limitaciones para los jugadores que hicieron mucho birdies. En algún rincón escondido tendrán que esconder la bandera en el green o la misma naturaleza se tendrá que manifestar, porque si continuamos así, el que mejor patee ganará el torneo.