Foto: PGA Tour LA
Christian Espinoza se sacó una mala racha de cinco vueltas sobre par en la primera ronda del Lexus Perú Open. No es un registro maldito, pero frustrante por el momento que vive Tiger, donde su último mejor resultado fue en el Puerto Plata DR Open en junio cuando terminó T23. También solo ha superado cuatro cortes en los 13 torneos que lleva el PGA Tour Latinoamericano del año. En fin, el comienzo de hoy en el Inkas Golf parece prometedor.
Espinoza firmó una vuelta de 70 (-2) para empezar en el puesto T38. Nada mal. El chileno comenzó con un bogey en su segundo hoyo pero, paso a paso, fue construyendo su vuelta. Así se dedicó a hacer puros pares, acompañados de tres birdies, para doblarle la mano a la cancha. Tiger se ilusiona. Se ubica a dos golpes del Top Ten y a siete del puntero. Da la sensación de que si sigue con esa estrategia, se le abrirán cada vez más puertas en el transcurso de las rondas. Qué así sea. Dicho.
El puntero es el mexicano Nicholas Maruri con un vueltón de 63 (-9). Increíble registro de siete birdies, un eagle y sin bogeys. El golf mexicano está en éxtasis. Nuevamente un jugador de ese país parte liderando y, por cierto, en los últimos cuatro torneos del Tour, en tres ocasiones hubo victorias aztecas. Mientras que en el Orden de Mérito, adivine, tres de los suyos están en el Top Ten y el único país que lo supera es Estados Unidos que, justamente, es la nación que más golfistas tiene en el circuito.
Benjamín Alvarado y Horacio León no han tenido un buen arranque en Perú. Lora se ubica T89 tras una vuelta de 73 (+1). Mientras que Benja en el T102 tras firmar una tarjeta de 74 (+2). Ambos tiene un duro trabajo para jugar el fin de semana. LEADERBOARD