Felipe Aguilar sacó buenas conclusiones de su actuación en el reciente Irish Open. Lo principal, un buen juego y en especial sobre el green, donde el chileno embocó harto en el The K Club.

Fue un total de +1 en los 72 hoyos. Tres días con tarjetas bajo par: 71 (-1) en las primeras dos rondas y 70 (-2) en la última. Detalles lo hicieron errar en la tercera jornada, cuando hizo un score de 77 (+5). En resumen obtuvo un 36º puesto, su segunda mejor actuación en este torneo, luego de su 2º lugar en 2009. La cancha le acomodó al valdiviano, donde apuntó 33 de 56 fairways y 47 de 72 greens. En total se conformó con su juego desde el tee y en los hierros. Pero más lo hizo con el putt.

Porque Aguilar desde que cambió su putt,  arriba del green han cambiado las cosas. En el campeonato embocó 14 birdies y dos eagles. Si comparamos, el campeón Rory McIlroy hizo dos birdies más y solo un eagle. Algunos errores cometió el latinoamericano, pero le neutralizó con uno de los tiros más importantes en el golf, el que la encaja en el hoyo. En fin, si tienes un buen putter es como tener un buen delantero en tu equipo: siempre hará goles y en este caso birdies.

Del Irlanda se va con 26.800 Euros al bolsillo, pero lo rescatable en su permanencia en el ranking olímpico. Porque esta semana Felipe se mantuvo en el 56º lugar de la clasificación para Río 2016  y queda poco para la fecha de cierre, el 11 de julio.

Ahora Aguilar se traslada a Inglaterra, como casi todos los jugadores que jugaron en Irlanda. Ahí se jugará el BMW PGA Championship, un importante certamen del circuito y donde el chileno el año pasado finalizó 11º con ocho bajo. Nuevamente estarán figuras en el field y también se repetirá la cancha: el Wentworth Club, un campo donde el sudamericano tiene recuerdos buenos y malos.

Antes de obtener su 11º puesto del año pasado, había sido eliminado en el corte por tres años consecutivos y sumado al 2015 solo ha llegado al fin de semana tres de ocho veces. Claramente es una cancha difícil, pero la apuesta de Aguilar puede ser atrevida y meterse entre los mejores, solo si confirma lo que viene demostrando.

También estará  presente el paraguayo Fabrizio Zanotti que, al contario, viene impreciso desde Irlanda. Sin embargo conquistó antes un top ten en China y en otras versiones de certamen ha obtenido positivos resultados.