Source: Andrew Redington/Getty Images North America
No hay registro de que en 116 años se haya logrado una vuelta de -9 en un US Open. Hasta ahora. En la edición 117° de este torneo Justin Thomas firmó una vuelta de 63 (-9), la más baja en relación al par de la historia de este Major.
El estadounidense logró batir el récord de Johnny Miller en 1973 cuando hizo 63 (-8) en el recorrido de Oakmont. Thomas ha sorprendido este año cuando ganó dos títulos seguidos en el PGA Tour. Ahora busca su primer Major. El salto a la elite. Y dio el primer gran paso, porque es líder exclusivo en este momento con -11 y aunque lo podrían alcanzar, será parte del último grupo durante este domingo en Erin Hills.
Tanto que se habló de que esta cancha iba a causas estragos para este edición…Y pensar que pasó lo contrario. Cada día hay nuevos récords y todos producto de scores bajos.