No hubo cuestionamientos en la cabeza de Joaquín Niemann. Iba a ganar sí o sí en la cuarta ronda del Junior World Championship. Así piensa un ganador. Si en el principio del torneo hubo dudas, este joven de 17 años las despejó todas en sus dos últimas vueltas, ambas de 67 (-5), para coronarse bicampeón e invocar a la historia.

En este prestigioso torneo, donde han ganado jugadores como Tiger Woods, Emiliano Grillo y Jason Day, nadie ha triunfado de manera consecutiva en la categoría de 15-17 años. Joaco es el único. Sí, Tiger tuvo victorias, pero con menor edad. Tampoco nadie ha salido primero en el Junior World Cup y Junior World Championship en un mismo año, salvo Niemann. Súmele un 2º lugar en Orange Bowl y 3º en el Latin America Amateur Championship en este 2016… Impresionante.

Para qué decir en Chile. Jamás en la historia ha pasado un jugado como él. Conserva victorias en el Optimist, Orange Bowl (ambas en el mismo año), campeón del mundo en Japón y ahora dos veces consecutiva en este certamen disputado en San Diego.

Pero lo más impresionante es cómo cierra sus triunfos. Hace un mes en Tokio terminó con una vuelta de 62. Ahora en Torrey Pines llegó empatado al último día. Su rival, Sam Choi, anduvo algo nervioso y Joaco pasó como un tractor sobre él, dando clases a través de un golf vistoso con seis birdies y un bogey. Así no más.

«Me siento increíble. Pero feliz también porque jugué muy sólido los cuatro días y de haber ganado con un score tan bueno. Ahora me voy con más confianza al US Junior», aseguró el chileno.

Ahora va derechito, casi sin descansar, al The Honors Course de Tennessee para jugar este lunes 18 el US Junior. Otro reto con la historia. Porque Tiger Woods es el único que ha ganado el Junior World Championship y este torneo consecutivamente.