Foto: Getty Images
Sergio García es el nuevo campeón del Masters Augusta. Una tremenda y épica final se ha vivido este domingo con Play off incluido. Así da gusto. Dramático. Para cualquiera, desde el más al menos golfista, ha sido un espectáculo.
García jugó una final contra el inglés Justin Rose. En los últimos nueve, que supone ser el otro torneo del Masters, comenzó a definirse. En resumen, el español tuvo tres palos de diferencia en el Hoyo 5 y el inglés, por la segunda vuelta, le llevaba dos. Cosas de Augusta y de golf. Pero hubo dos claves precisas para la victoria del «Ex Niño». En el 13 vio negro. Quiso pasarla por arriba con el drive en los árboles y la declaró injugable. Sacó un par de oro. Un Par con sabor a birdie. Pero en el hoyo 15 llegó el momento. Ese que definió la puerta para la victoria: tres tiros perfectos para convertir un eagle épico. Para la historia…
Este 9 de abril será un día en que el golf español y mundial nunca olvidarán. Sergio se puso la chaqueta verde en el mismo día que Seve Ballesteros cumpliría 60 años. Un guiño de Seve desde el cielo. Obra del destino. La magia de Augusta. Finalmente García matriculó un birdie en el playoff para ser el tercer español en ganar el Masters. Campeón.
Sergio García le ha tenido paciencia al golf y el golf le ha tenido paciencia a Sergio García. Hoy se han dado las pases. Por fin. El español fue el único que bajó el Par en todas las vueltas y se ha puesto la chaqueta verde con honores. Ahí tienen.  Obviamos lo que todos saben: García conquista su primer Major, un Major que vale por cuatro.