PGA Tour
Tiger Woods ha rugido una vez más. A su estilo. En la segunda ronda del Hero World Challenge anotó una vuelta de 65 (-7). Sin bogeys. Soberbio recorrido. El jueves mostró indicios de vulnerabilidad, donde estaba -4 y terminó +1, pero este viernes figuró su nuevo performance en Albany (New Providence, Bahamas).
Lo importante es que Woods está jugando bien. Y, cuando lo hace, tarde o temprano, tendrá un efecto elemental. Por ejemplo, en la cancha sacó esos grandes tirazos que se le recuerda. Y, al contrario, se manejó muy bien cuando estuvo en problemas. Ese es Tiger. Tal cual.
Esperemos comó termine el torneo y sabremos más indicios. Por ahora, se mantiene T9 (-6) y a una cierta distancia de los líderes. El californiano debe saber que hay unas máquinas dando vuelta que no le entregarán el trono así como si nada. Tendrá que trabajar y duro. Dustin Johnson, el mejor del año, y Hideki Matsuyama, el mejor jugador del comienzo de la temporada 2016-17, lideran con -12. Se ve una superiodad de ellos. Se nota.
El 65 de Tiger, sin embargo, no fue el mejor score del día. Bubba Watson, campeón defensor, sacó una vuelta de 63 (-9) y tiene un fuerte vuelo que podría ser suficente para alcanzar a los punteros. Emiliano Grillo se mentiene 16º (-2) y lamentablemente está penúltimo.