FOTO
Por la mañana en el Aalborg Golf Club el viento y la lluvia fueron el protagonista en el comienzo del Made in Denmark,torneo válido por el Challenge Tour. Los chilenos Mark Tullo y Nico Geyger tuvieron una reñida lucha para combatir con esas duras condiciones climáticas y , de una u otra forma, se las ingeniaron para no caer en las trampas de la cancha. 

Tullo fue haciendo pares durante su recorrido. Su experiencia sabe que atacar en un día así es peligroso. Solo salió un bogey en los primeros nueve hoyos y en los segundo se decidió ir más a la ofensiva para embocar dos birdies. En total, una score de 70 (-1) para ubicarse 35º en el tablero y con expectativas de sobra para escalar puestos este viernes, donde el top ten está a la vuelta de la esquina.

En la misma posición culminó el argentino César Costilla. El tucumano se mostró sólido en un recorrido donde anotó cuatro birdies y tres bogeys. Mientras, para Nico Geyger tampoco fue una mala vuelta. Su 71 (par) lo sitúa 52º en el tablero. Lejos, pero cerca a la vez, porque otra de sus inspiraciones lo podría llevar arriba. 
 
«Estuvo bien mi vuelta. No cayeron los putts, pero logré terminar bien. La idea es poder estar un poco más fino que hoy y así poder escalar posiciones. Esta es una buena cancha donde los greens son perfectos. Así que una vez que empiecen a caer quién sabe», afirma convencido el golfista chileno. 
 
«Nico» se recuperó de un día donde el viento y la lluvia le pesaron en sus tiros. Con puros pares y dos bogeys llegó al 13 con +2, cuyo hoyo hizo su primer birdie para repetir otro en el 18. Así se salvó de quedar lejos en una tabla que se muestra apretada, donde todo buen score este viernes se usará como escalera para avanzar en los primeros lugares. Es la idea de Geyger
 
El líder del torneo es el estadounidense John Hahn con -7 y lo siguen cuatro jugadores más con seis bajo. Mientras que en la zona de Top ten están en -4. 

TABLERO